causas-caida-cabello

Enfermedades. La diabetes y el lupus también están relacionados con la pérdida de cabello.

Tratamientos médicos. Los tratamientos de quimioterapia o terapia de radiación (radioterapia) puede originar una alopecia o calvicie total o parcial. En estas circunstancias, la fase de crecimiento del cabello (fase anágena) puede verse afectada y, como consecuencia, aparecer una alopecia de mayor o menor intensidad. No obstante, cuando estos tratamiento finalizan, el cabello se regenera paulatinamente.

Cambios hormonales. Algunos desequilibrios y/o cambios hormonales también tienen que ver con una  pérdida de cabello temporal. Los embarazos, tener un bebé, la suspensión de tratamientos anticonceptivos vía oral, la menopausia, o una sobreactividad o baja funcionalidad de la glándula tiroides están relacionados con este tipo de alopecia. La pérdida del cabello puede presentarse tres meses después de un cambio hormonal, y tardará otros tres meses para que los nuevos cabellos vuelvan a crecer. No obstante, durante el embarazo es normal tener más grueso y exuberante el cabello, aunque también es común más cabello de lo habitual alrededor de los tres meses posteriores al parto.

En el caso de que el desequilibrio hormonal se asocie con un exceso de testosterona, puede haber un adelgazamiento de cabello en la zona  superior del cuero cabelludo. La corrección de los desequilibrios hormonales puede parar la pérdida del cabello.

Tratamientos de peluquería. Algunas sustancias químicas utilizadas en el teñido o la decoloración del cabello, así como las  permanentes moldeadoras y los desrizados pueden dañar el cabello. El alisado y el cepillado excesivo también pueden provocar la caída del cabello si éste se daña.

Infección del cuero cabelludo. Infecciones, tales como la tiña, pueden invadir la piel y el cabello del cuero cabelludo, lo que lleva a la pérdida del cabello. Una vez que las infecciones se tratan, en general, el cabello crece de nuevo. La tiña es  una infección por hongos que generalmente puede ser tratada con medicamentos antimicóticos orales o tópicos.

Tricotilomanía ( trastorno de tirones de pelo).  La tricotilomanía es un tipo de desarreglo mental en las que las personas que la padecen tienen una necesidad irresistible de tirarse del pelo, ya sea de su cuero cabelludo, de las cejas o de  otras áreas de su cuerpo.  Estirando del cabello  a menudo,  se producen zonas calvas  irregulares en la  cabeza. Los afectados suelen llevar el cabello largo para intentar disimularlas. Las causas de la tricotilomanía todavía se están investigando, y su causa específica no se ha encontrado todavía.

Francisco Navarro Viana

Cirujano Plástico U.N.F.V.

ASAPS – SPCPRE –  AEXPI

¿Tienes alguna duda?

Solucionamos todo lo que te preocupa

Más entradas

Compartir: